Lucifer: Por qué el programa fue acusado de ofensivo y robar historias de otras series Lucifer: Por qué el programa fue acusado de ofensivo y robar historias de otras series

Lucifer: Por qué el programa fue acusado de ofensivo y robar historias de otras series

Las seis temporadas que duró Lucifer sirvieron para posicionarla como una de las producciones más irreverentes de Netflix, un hecho que no la protegió de varias acusaciones que afortunadamente no lograron cancelarla antes de tiempo.

El camino del éxito para Lucifer nunca fue fácil, estrenada en el año 2016 en Fox y rescatada posteriormente por Netflix en 2019, la exposición internacional le permitió conquistar una asombrosa popularidad que también ha traído consigo algunas críticas negativas contra su trama y señalamientos de plagio que por fortuna no fueron suficientes para que el servidor decidiera su cancelación antes de lo planeado, por lo que el programa concluyó conforme a lo esperado en septiembre de 2021.

Lucifer: Grupos religiosos intentaron boicotear el drama de Tom Ellis

Si bien la trama de Lucifer Morningstar interpretado por Tom Ellis  tuvo un gran recibimiento por parte del público, la serie tropezó con algunos obstáculos, de estos destacan dos en especial. El primero se refiere a las acusaciones de ser una producción ofensiva por parte de algunos iracundos movimientos religiosos, que incluso promovieron una petición online para su cancelación por considerarla sacrílega e inapropiada, tomando en cuenta que el protagonista principal era el Diablo acompañado por otros personajes muy peculiares representando figuras sagradas religiosas, incluido el mismo Dios.

Estos movimientos comenzaron a protestar incluso antes del debut de Lucifer en Fox, sobre todo cuando una organización activista conservadora llamada One Million Moms, instó a la gente a boicotear el drama, alegando que "dignificaba a Satanás" y atentaba contra el catolicismo. Algo que según el movimiento, era perjudicial para la audiencia. La organización incluso afirmó que Lucifer “faltó el respeto al cristianismo y se burló de la Biblia”, algo con lo que millones de fanáticos no estaban de acuerdo.

En otro orden de ideas, un segundo señalamiento negativo muy comentado fue el de acusar a la serie de plagiar en su última temporada un arco argumental de otra famosa producción, The Flash, de la cadena The CW. Como se recordará, uno de los principales giros del drama protagonizado por Tom Ellis, contó con la aparición de un nuevo personaje, que secretamente era la hija del futuro de Chloe y Lucifer, una historia que se asemeja mucho a la que presentó en pantalla la famosa producción protagonizada por Grant Gustin con el personaje de Barry Allen / Flash. 

Entre la cuarta y quinta temporadas The Flash, presenta al público a Nora West-Allen (personaje interpretado por Jessica Parker Kennedy) quien era la hija de Barry Allen e Iris West de 30 años en el futuro. La presencia de la hija del futuro del protagonista desencadena a Cicada, un asesino en serie empeñado en matar metahumanos, producto de un plan orquestado por Reverse-Flash . Al final Barry y Nora logran someterlo, pero se ven obligados a dejarlo ir y Nora afectada por un efecto mariposa que borra su línea de vida queda incapaz de volver a su tiempo.

Lucifer fue acusada de robar historias de otras series

Sin embargo, a pesar de los giros similares en ambas series, los personajes y sus motivaciones para viajar en el tiempo para encontrar a sus padres eran bastante diferentes. Como se recordará Lucifer presenta en su sexta temporada a su protagonista tratando de disfrutar de sus últimos días en la tierra antes de subir al cielo y convertirse en Dios, hasta que conoce a su hija del futuro Rory (Brianna Hildebrand). Era la hija de Chloe y Lucifer que de alguna manera desarrolló el poder de viajar en el tiempo justo después de la muerte de Chloe en el futuro, después de enfadarse increíblemente porque Lucifer las había abandonado. 

Mientras el arco de Flash con la llegada de la hija del futuro se transmitió entre los años 2018 y 2019, el de Lucifer apareció en pantalla a finales de 2021 y si bien es probable que el punto de la trama no fuera un homenaje intencional, sigue siendo interesante cómo ambas series desarrollaron la misma idea de diferentes maneras, más allá de las acusaciones de plagio que recayeron sobre el programa de Netflix.

Emiro Antonio

Locutor. Redactor especialista en series policiales, dramáticas y de comedia. Fan de la música y del séptimo arte. + info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias