Peaky Blinders: Las quejas sobre la serie que solo los que hablan inglés pueden notar

Peaky Blinders: Las quejas sobre la serie que solo los que hablan inglés pueden notar

Los productores de la famosa serie inglesa Peaky Blinders enfrentaron varios retos desde el principio que abarcaron la dificultad que lógicamente implicaba poner en pantalla una serie versionada en hechos históricos, hasta el sitio en que se desarrollaron los acontecimientos, sobre todo por ser en Birmingham.

Mientras que el exitoso drama inspirado en pandillas de la BBC, Peaky Blinders, se prepara para lanzar su sexta temporada, sus fanáticos aprovechan el tiempo recordando los riesgos que enfrentaron sus productores desde el primer momento en que decidieron emprender el ambicioso proyecto, los elogios que ha recibido y por supuesto las mayores críticas.

Peaky Blinder enfrentó varios retos desde sus comienzos uno de ellos tenía que ver con el acento

Es una tarea realmente titánica lograr con éxito que una serie histórica tenga la precisión exacta de los hechos que pretende mostrar en pantalla, y si a eso se suma que tiene como telón de fondo un sitio tan difícil como Birmingham, la aventura dramática puede llegar a convertirse en un verdadero dolor de cabeza no solo para los creadores sino también para su elenco.

Como se recordará, Peaky Blinders se encuentra basada en algunos hechos reales en los que estuvo involucrada la pandilla con el mismo nombre y que sucedieron en la localidad de Birmingham, Inglaterra.Si bien la serie tiene lugar en la década de 1920, los Peaky Blinders reales estuvieron ejerciendo su reinado de crimen y violencia en la década de 1890.

La mayoría de los Peaky Blinders de la vida real eran hombres jóvenes en su adolescencia y veinte años que recurrieron a una vida de crimen para salir adelante después de que una recesión golpeara a su ciudad natal. Los oriundos de esa localidad son conocidos por tener un acento llamado “brummie” cuya pronunciación es famosa entre los angloparlantes por sonar bastante diferente y peculiar.

Una de las claves de la popularidad de Peaky Blinders, además de su puesta en escena radica en un talentoso elenco con Cillian Murphy a la cabeza como el jefe del crimen Thomas Shelby. Si bien la serie obtuvo un récord de 3,84 millones de espectadores para su final de la quinta temporada, superando su récord anterior en 120.000, su creador Stephen Knight, admitió que los actores fueron atacados por un sector de la audiencia por un tema específico.

Todo se originó porque un sector de la base de fanáticos de habla inglesa de la serie no estaban convencidos por la representación de las personas originarias del sitio donde se desarrolla la historia. Stephen Knight admitió que el acento de Birmingham era "famoso por ser difícil de conseguir". Lo que explica la la falta de series televisivas en el lugar "porque es difícil" de imitar.

Knight reveló que los productores intentaron convencerlo de que cambiara el escenario de Peaky Blinders, a pesar de que la historia se basaba en relatos de la vida real de su familia y hechos históricos de esa zona. No obstante, el creador insistió aunque estaba claro la dificultad que enfrentarían los miembros del elenco a la hora de intentar imitar el acento. 

En entrevistas posteriores al debut de Peaky Blinder, Stephen Knight defendió los intentos de los actores y sobre todo de Cillian Murphy, afirmando que el artista “lo entendió de inmediato”. Declaró que las críticas perjudicaban que las historias relacionadas con esa localidad fueran conocidas porque muchas producciones tenían miedo de establecer un programa en Birmingham o presentar personajes con el dialecto.

Carolina Portillo

Especialista en Periodismo Digital recibida de la Universidad Abierta Interamericana y estudiante de la carrera de Diseño Digital. Me desempeño como generadora de contenidos digitales desde 2018. Amante de las películas y series contemporáneas.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias