Supernatural: Cambios inesperados de la historia que los fans predijeron fácilmente

Supernatural: Cambios inesperados de la historia que los fans predijeron fácilmente

No todos los acontecimientos impactantes de Supernatural surgieron de la nada como las primeras muertes y resurrecciones de Sam y Dean, de hecho, muchos de los fanáticos vieron venir ciertas historias cuando se estaban creando, puesto que eran predecibles.

En Supernatural, los giros como la muerte de John, la caída de los Ángeles, la primera muerte de Sam (Jared Padalecki) y más, infundieron vida y una sensación de sorpresa en el programa, pero no todos los cambios de la trama fueron tan inesperados como esos, entonces ¿Cuáles fueron los giros que los fans adivinaron antes de que ocurrieran?

La muerte de Jessica Lee Moore

Supernatural: El desarrollo de la historia de Jess y su muerte eran necesarios para complementar la trama de Sam

La muerte de Jess (Adrianne Palicki) fue necesaria para empujar a Sam a cazar con Dean (Jensen Ackles) nuevamente, ir tras John y ser utilizado en los grandes planes de Azazel. La forma de su muerte era discutible, y tal vez ni siquiera necesitaba ser una muerte. Sin embargo, todo estuvo claro desde el inicio de la historia.

El recipiente de Lucifer

Al principio de la temporada 5 de Supernatural, los fanáticos descubren que Dean es el recipiente para Michael, el recipiente perfecto preparado durante años para permitir que Michael lo lleve y destruya a Lucifer (Mark Pellegrino). Más tarde se reveló que Sam era lo mismo para Lucifer.

La temporada 5 es ampliamente considerada como una de las mejores del programa, por lo que, con su excelente escritura, la revelación no fue de ninguna manera mala; fue genial, de hecho. Pero fue fácil de ver venir para los fanáticos que sabían sobre los destinos entrelazados de los Winchester y su co-dependencia, a menudo poco saludable.

Ruby es el peor

Supernatural: La trama de Ruby se dejó conocer a medida que transcurrían los episodios

Debutando en la temporada 3, Ruby fue un personaje fascinante de la serie. A pesar de ser un demonio estuvo del lado de los Winchester, especialmente en su primera forma. Sin embargo, cuando llegó la temporada 4, quedó claro que Ruby tenía motivos ocultos.

La actuación de Genevieve Cortese y el hecho de que Sam se volviera adicto a la sangre de demonio fueron claras señales de alerta para Ruby en la temporada 4. Si bien fue definitivamente difícil de decir en la temporada 3, se hizo dolorosamente obvio que ella no estaba del lado del chico bueno en absoluto al final de la temporada 4 de Supernatural.

Winder Muñoz

Emprendedor del ciberperiodismo. Creador de contenidos digitales desde 2019. Amante de las series de ciencia ficción y la cultura pop.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias