Vampire Diaries: El momento más dulce que compartió Damon no fue precisamente con Elena Vampire Diaries: El momento más dulce que compartió Damon no fue precisamente con Elena

Vampire Diaries: El momento más dulce que vivió Damon no fue precisamente con Elena

De los tres protagonistas de The Vampire Diaries, sin duda fue Ian Somerhalder como el oscuro e irreverente Damon Salvatore el que más sentimientos encontrados despertó entre los fanáticos, capaz de terribles acciones pero también de momentos de gran humanidad.

A casi cinco años de su final definitivo, The Vampire Diaries todavía mantiene a sus fanáticos más leales con deseos de volver a ver a Nina Dobrev (Elena Gilbert), Paul Wesley (Stefan Salvatore) e Ian Somerhalder (Damon Salvatore) juntos otra vez, tras 8 temporadas que marcaron un hito romántico en la historia de las series sobre el mundo sobrenatural de los vampiros.

The Vampire Diaries: De los tres protagonistas el que mejor arco desarrolló fue Ian Somerhalder como Damon Salvatore

No obstante, de sus tres protagonistas principales sin duda fue Ian Somerhalder, quien encarnó al oscuro, irreverente y guapo Damon Salvatore, el que más suspiros provocó entre el público que quedó con ganas de ver más del personaje y de lo que ocurrió después del conmovedor cierre de su historia con la bella Elena Gilbert. Es por ello que hasta el día de hoy los fanáticos que no se conforman con la idea de no verlo otra vez en pantalla, se consuelan recordando sus mejores momentos en pantalla.

La exitosa historia de fantasía juvenil en torno a la vida de la adolescente Elena Gilbert en la ciudad ficticia de Mystic Falls cuando se enamora de los misteriosos hermanos Salvatore, Stefan y Damon, aunque tuvo un cierre muy agridulce este no logró empañar el interesante arco narrativo que desarrolló el personaje de Ian Somerhalder, quien pasó de perfilarse como un villano cruel a uno de los protagonistas más nobles de la trama.

Los mejores momentos de transición de Damon nacieron en el transcurso de la segunda temporada de The Vampire Diaries, el antiguo antagonista que la audiencia vio pasar por un tremendo crecimiento emocional. Comienza a enamorarse de Elena hasta el punto de querer convertirse en el tipo de hombre que ella podía amar a cambio. Aunque continuó mostrando un carácter inherentemente egoísta, peligroso e impulsivo, fue capaz de experimentar momentos muy dulces.

Si bien está fuera de cualquier discusión que el personaje de Elena se convirtió en el catalizador que originó la transformación de Damon en un mejor hombre, sus demostraciones de humanidad a pesar de haber sido un vampiro cruel por cientos de años no fueron solo hacia ella. El tiempo que compartió con la vampira Rose, interpretada por la actriz Lauren Cohan, aunque muy corto es considerado la mejor demostración de cambio del protagonista.

Cuando Rose fue mordida a muerte por un hombre lobo afectó a Damon de una manera que no estaba dispuesto a admitir. Sin embargo, mostró por primera vez en toda su vida como vampiro uno de los actos más piadosos que llevó a cabo en la serie al hacerla experimentar un sueño feliz de su hogar mientras agonizaba. Esa fue una de las primeras señales que revelaron realmente al hombre cariñoso que ocultaba en su interior, detrás del sarcasmo y el veneno con el que siempre se escudó.

Nora Andrade

Periodista egresada de la Universidad Central de Venezuela (UCV). Experiencia en periodismo político, digital y escritura creativa. Me gusta Asia y su cultura+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias